Bursitis

Comprender la bursitis y cómo aliviarla con cuidados quiroprácticos.

 ¿Qué es la bursitis?

También conocida como una enfermedad de los hombres y mujeres trabajadores/as que puede aparecer después de un pequeño impacto o de movimientos repetitivos. Una bursa es un pequeño saco lleno de líquido que actúa como un cojín entre los huesos y otras partes del cuerpo, es decir que protege los huesos y los tendones alrededor de una articulación. Si una articulación es demasiado utilizada o la sometemos a mucha presión durante largas sesiones de deporte o trabajo u otra actividad, una bursa cercana puede inflamarse. Dolor o sensibilidad en una articulación son síntomas comunes de la bursitis.

Esta enfermedad particular es más corriente en las personas que tienen más de 40 años. La bursitis aparece más frecuentemente en los hombros de las personas que tienen actividades como jardinería, carpintería, pintura, limpieza, tenis, golf, esquí… La bursitis puede también afectar los codos, las rodillas y las caderas.

↘ ¿Cómo la quiropráctica puede ayudar las personas que sufren de bursitis?

La quiropráctica puede ser una buena opción para reducir el dolor causado por la bursitis. En vez de tomar como usualmente hacemos, fármacos, los cuidados quiroprácticos dan a los pacientes una segura alternativa con ninguna adicción para arreglar estos problemas.
La terapia que ofrecen se llama generalmente el ajuste quiropráctico. Los ajustes quiroprácticos reducen las restricciones de las articulaciones o los desajustes de la columna vertebral o de otras articulaciones del cuerpo, y todo eso con el objetivo de reducir la inflamación y mejorar la función de la articulación afectada y del sistema nervioso. Al aumentar la movilidad de las articulaciones y al mejorar la función del sistema nervioso y de la columna vertebral, el cuerpo puede controlar mejor los síntomas causados por la bursitis.

Aquí se muestran algunos beneficios que la quiropráctica puede ofrecer a los pacientes que sufren de bursitis:
-Mejoría de la coordinación y de los movimientos de las articulaciones
-Reducción de la incomodidad y del dolor en las articulaciones
-Mejoría de la flexibilidad
-Reducción de la inflamación

Para saber si nuestros cuidados podrían ayudarle con sus dolores, no dude en contactarnos o en visitarnos para recibir la opinión y los consejos del quiropráctico, y también una primera evaluación de su situación y necesidades.

PRIMERA CITA

65€

ANÁLISIS +EXÁMENES +AJUSTE